lunes, 19 de octubre de 2020

San Pedro de Alcántara


 

 

Seguimos la ruta por pueblos de la provincia de Málaga.

Hoy nos vamos a San Pedro de Alcántara.

Esta localidad está situada en el municipio de Marbella, se encuentra en la comarca de la Costa del Sol. Está situado a 71 kilómetros de Málaga y tiene 36380 habitantes. 

Aunque ya hubo un asentamiento romano, el núcleo actual de San Pedro de Alcántara tiene su origen en el último tercio del siglo XIX en el que el Marqués de Duero impulsó la Colonia Agrícola, que fue la más importante de España de la segunda mitad del siglo XIX así como la más grande de iniciativa privada. Se trataba de un gran latifundio de casi de 5000 hectáreas que se extendía por los territorios de Marbella, Estepona y Benahavís en torno a las vegas de los ríos Guadaiza, Guadalmina y Guadalmansa y tierras que ascendían hacia el norte del río Guadalmina.

 Abajo vemos la Tenencia de Alcaldía, antigua Villa de San Luis, el edificio es de estilo colonial francés construido en el año 1887.






Después vemos la plaza de la Iglesia con el monumento a San Pedro de Alcántara y frondosos parterres de flores que embellecen la plaza.












Presidiendo la plaza se encuentra la Iglesia parroquial de San Pedro de Alcántara, fue construida entre los años 1860 y 1866, no siendo abierta al público hasta 1869 ante la necesidad de dotar a la colonia agrícola que dió origen a la población, de un lugar para el culto católico.

Está formado por una nave central con triple pórtico en su fachada sobre el que se eleva una torre en forma de prisma y con tejado a cuatro aguas además de por dos espacios contiguos que corresponden a las naves laterales. El interior del edificio es de planta basilical.  
















Damos ahora un pequeño paseo por las calles de la localidad. La última fotografía pertenece a la antigua alcoholera de la fábrica de azúcar.












Ahora os enseño los restos arqueológicos de la basílica paleocristiana de Vega de Mar que se ubican junto a la desembocadura del río Guadalmina. 

Se trata de un conjunto arqueológico formado por los restos de una basílica paleocristiana y una necrópolis compuesta por más de doscientos enterramientos. Estos restos fueron descubiertos en 1915.

La construcción del edificio basilical se data entre los siglos iv y vi d. C.. El edificio está formado por un cuerpo central de tres naves separadas por pilares en las que se encuentran dos ábsides contrapuestos que servirían de altar y martyrium. 

 Junto al ábside más occidental encontramos el baptisterio, con varias pilas bautismales, siendo la más importante la que combina la forma de la cruz griega con la de un pez (símbolo del cristianismo), dispuesto para el rito del bautismo por inmersión. Esta pila bautismal tan singular es única en España, existiendo algunas similares solo en el norte de África.

 

 



 

Para terminar a unos 500 metros vemos primero las termas romanas Las Bóvedas, se trata de un edificio termal romano datado entre los siglos ii y iii d. C. El edificio es de planta octogonal, con ocho habitaciones dispuestas en torno a una sala central. Una de las peculiaridades del edificio es la forma abovedada que se presume presentaban las habitaciones además de contar con dos pisos.

Justo al lado se encuentra una torre almenara construida entre 1571 y 1574, que forma parte de la red de torres vigías que se instalaron en la costa durante esta época para prevenir las posibles invasiones






¡Espero os haya gustado este reportaje!



No hay comentarios:

Publicar un comentario