viernes, 20 de septiembre de 2019

El Puerto de Santa María (II Parte)





Seguimos con la ruta por pueblos de la provincia de Cádiz.

Hoy vemos la segunda parte del reportaje de El Puerto de Santa María.

Este municipio se encuentra en la comarca de la Bahía de Cádiz. Está situado a 22 kilómetros de Cádiz y tiene 88364 habitantes.
 
Arriba y abajo podéis ver la Ermita de Santa Clara, ubicada frente al cementerio, es un templo que data del siglo XVI. La imagen actual no se corresponde con la que tenía en esa centuria, sino fruto de restauraciones posteriores del siglo XVIII. Actualmente tiene uso cultural.
 
 
 
 


 
 
 
 
Después nos vamos a la Plaza de los Jazmines, en ella vemos el Monumento al Sagrado Corazón de Jesús inaugurado en 1927. En un lateral de la plaza se encuentra el Palacio de los Duques de Medinaceli, edificio de entre los siglos XVII y XVIII, actualmente alberga un hotel de cinco estrellas. También desembocando al centro de la plaza podemos ver el Arco de la Santísima Trinidad.













Frente a la Plaza de los Jazmines nos encontramos el Paseo de la Victoria, dentro de estos jardines vemos la Ermita de los Caminantes, también conocida como la Ermita de la Concepción, está adosada a la caja de traida de aguas desde los pozos de la Piedad. La capilla se encuentra en un estado de conservación deficiente después de que en los años 70 fuera cerrada a los fieles.
 
 
 
 



 
 
 
 
Nos dirigimos a la Plaza del Polvorista, de planta casi cuadrada, la plaza se ubica en la zona sur de la ciudad histórica, muy próxima a la orilla del río Guadalete, del que lo separa una única manzana de casas. Entre los jardines de la plaza vemos el Monumento a Rafael Alberti, prestigioso poeta y escritor local. Presiendo la plaza vemos el edificio del Teatro Municipal Pedro Muñoz Seca, antiguo cuartel del siglo XVIII convertido en teatro en el año 2007.
 
 
 
 






 
 
 
 
En los laterales de la Plaza del Polvorista vemos la Casa Palacio Reinoso Mendoza, una de las características casas de cargadores a Indias edificadas durante el siglo XVIII, actualmente tiene usos municipales. En segundo lugar os enseño la Casa Palacio de Juan Vizarrón de finales del siglo XVII.
 
 
 
 


 
 
 
 
Ahora nos damos un paseo por la Avenida de la Bajamar a orillas del río Guadalete, en este hermoso paseo se encuentra el embarcadero de los catamaranes de la bahía de Cádiz, también podemos ver el Monumento al Marinero
















Dándole la espalda al río os enseño la Fuente de las Galeras, en 1735 se construye esta fuente con el fin de proveer de agua a la flota y de hermosear la ciudad, que había pasado a la Corona en 1729.
 
 
 
 



 
 
 
 
Justo al lado empieza la avenida Micaela Aramburu de Mora, en la primera parte de dicha avenida se encuentra el antiguo Hospital de San Juan de Dios, edificado entre el año 1679 y mediados del siglo XVIII. Adosado al hospital vemos la iglesia, actualmente conocida como la Capilla de Nuestro Padre Jesús de los Afligidos. El templo es de una sóla nave, construida en el último tercio del siglo XVII y es de estilo barroco. 
 
En el retablo mayor de estilo neoclásico se venera el Cristo de los Afligidos, atribuido al imaginero de Guatemala Mateo de Zúñiga en el siglo XVII. A ambos lados vemos las imágenes de la Virgen Milagrosa y San Juan de Dios de principios del siglo XX.

En el muro del Evangelio vemos un retablo de estilo rococó donde se venera a la Virgen del Rosario en sus Misterior Dolorosos, obra de Luis Ortega Bru en el año 1967.

En el muro de la Epístola vemos el retablo de la primitiva Hermandad de la Santa Caridad con un alto relieve que representa el Santo Entierro de Cristo.




















Seguimos paseando hasta llegar a la antigua Lonja o Pescadería Vieja, edificio del siglo XVIII. Cerca de allí se encuentra el Palacio Araníbar, de mediados del siglo XVII, actualmente acoge la Oficina de Turismo de la ciudad.















Nos damos un paseo ahora por la calle Luna, una de las principales calles del centro portuense, en ella os enseño el Convento de las Esclavas del Sagrado Corazón de Jesús, edificado en el siglo XVII. Vemos la iglesia del mismo, con tres naves y de estilo barroco, de destacar el magnífico retablo mayor de estilo barroco.





















Después os enseño el Palacio de Purullena, fue la más sustuosa casa de cargadores de Indias, edificio de mediados del siglo XVIII decorado en estilo rococó.










Después vemos la Fundación Rafael Alberti dedicada a este gran escritor portuense. En segundo lugar os enseño la Capilla de la Aurora, adosada a la Prioral Mayor, construida en el siglo XVIII de estilo barroco. Actualmente es mantenida por la Hermandad de la Humildad y Paciencia. 











Ahora vemos el antiguo Convento de Santo Domingo, edificio construido en el siglo XVII y culminado en la primera mitad del siglo XVIII. En el siglo XIX el convento pasa a manos del ayuntamiento debido a las desamortizaciones de la época, pasando por distintos usos hasta el actual como instituto. 
 
 
 
 

 
 
 
 
 
Seguimos dando un paseo por las calles portuenses.
 
 
 
 
 
















 




En la céntrica calle Virgen de los Milagros vemos el antiguo Convento de Capuchinas. El Convento de la Santa Orden de Clarisas de San Miguel, actual Hotel Monasterio San Miguel, fue levantado en el siglo XVIII. 












Después os enseño la Peña Flamenca Tomás "El Nitri" y la Plaza de la Cárcel con su fuente de abastecimiento de agua erigida en el año 1839.










Avanzando por la Ribera del Marisco llegamos hasta el Monasterio del Espíritu Santo, es el convento femenino más antiguo de la ciudad, fundado a finales del siglo XV. Convento e iglesia han sido objeto de muchas reformas en los siglos XVI, XVII y XVIII, hasta la última de la iglesia en 1851, como indica la fecha de su fachada neoclásica.
 
 
 
 




 
 
 
 
Ahora visitamos el Monasterio de la Victoria, es un antiguo convento erigido a principios del siglo XVI por los señores de la entonces villa, los Duques de Medinaceli. Actualmente se encuentra restaurado y su uso se destina a albergar diversos actos culturales y oficiales.
 
Fue levantado en el siglo XVI, hacia el año 1504 y se culminó en el año 1517. Fue fundado por Juan de la Cerda, entregado a la Orden de los mínimos de San Francisco que lo mantuvieron durante tres siglos y medio. Este monasterio es de estilo gótico.  

La secularización del conjunto conventual tras la desamortización supuso el traslado de sus imágenes sagradas. Entre ellas estaban la de Nuestra Señora de la Soledad, perteneciente a la cofradía de su nombre, tallada en Madrid por Gaspar Becerra a mediados del siglo XVI, la del Santísimo Cristo de la Humildad, posiblemente coetánea a la anterior y la imagen de Nuestra Señora de la Victoria, que fueron repartidas por otros templos de la ciudad.
 
 Desde 1886 hasta 1981 tuvo funciones de cárcel. El Penal de El Puerto cobró fama durante los años de la II República española y el franquismo, al albergar entre sus muros presos políticos de relevancia nacional. Durante su uso penitenciario, la iglesia fue empleada como nave de talleres, pero al producirse desprendimientos de la techumbre a causa de las filtraciones de la lluvia, fue desalojada y abandonada hasta el cierre y traslado de la prisión en que se rehabilitó y restauró el conjunto.












Justo al lado del monasterio vemos la Estación de Tren, construida recientemente en sustitución de una anterior. Además en la playa de Valdelagrana también hay un apeadero donde paran los servicios de cercanías. 










En la ciudad hay varias iglesias modernas pero destacamos la Iglesia parroquial de Nuestra Señora del Carmen y San Marcos, sede de varias hermandades entre ellas la Virgen del Carmen tan ligada a esta ciudad marinera.
















El Puerto de Santa María además de ser famoso por su patrimonio histórico, lo es también por sus playas. Paseando por la orilla del río Guadalete hasta su desembocadura llegamos a la Playa de la Puntilla, es de arena blanca y fina y cuenta con un espigón en forma de U lo que hace que sus aguas sean muy tranquilas.Tiene una extensión de 1,5 kilómetros aproximadamente y colinda con el Parque Dunas de San Antón.
















Después visitamos Puerto Sherry un magnífico puerto deportivo situado en la Bahía de Cádiz.
Es un lugar perfecto para combinar actividades náuticas y ocio en general. Cerca nos encontramos la Playa de la Muralla, la más resguardada de las playas de esta localidad, al pie del acantilado del antiguo castillo de Santa Catalina del siglo XVI y del que quedan algunos restos como los paños de muralla que dan nombre a esta playa de 800 metros.












La tercera playa más famosa y con la que terminamos esta segunda y última parte del reportaje es la Playa de Valdelagrana, enclavada entre la desembocadura del río Guadalete y la playa de Levante. Su longitud excede los 2 kilómetros urbanizados, a los que hay que sumar varios kilómetros anexos del parque natural Los Toruños.
 
 
 
 

 
 
 
 
¡Espero os haya gustado este reportaje!
 
 
 
 

2 comentarios:

  1. Y yo que pensaba que conocía el Puerto. En cuanto pueda me daré un paseo con tu reportaje en la mano. Muchas gracias.

    ResponderEliminar
  2. Rincones y edificios muy desconocidos para el visitante pero que merecen la pena al igual que los grandes monumentos, un reportaje impresionante.

    ResponderEliminar